Create your own shelf sign up

Together we find better books

[−]
  • Search Conteggio caratteri ISBN valido ISBN non valido Codice a barre valido Codice a barre non valido loading search

Atlas Shrugged

By ,,

Publisher: Hungry Minds

4.3
(171)

Language:English | Number of Pages: | Format: Unbound | In other languages: (other languages) Spanish , Swedish , Polish , Norwegian , Portuguese

Isbn-10: 0764523139 | Isbn-13: 9780764523137 | Publish date: 

Also available as: Mass Market Paperback , Hardcover , Paperback , Library Binding , Audio CD , Audio Cassette , School & Library Binding , Others , eBook

Category: Fiction & Literature , Philosophy , Science Fiction & Fantasy

Do you like Atlas Shrugged ?
Join aNobii to see if your friends read it, and discover similar books!

Sign up for free
Book Description
Sorting by
  • 4

    Nonostante non condivida gran parte delle idee esposte nel libro, devo ammettere che esso rimane tuttavia molto interessante. Inoltre, pur essendo stato scritto nel 1957, rappresenta un ottimo spunto di riflessione sull'attuale condizione economica, ad indicare la lungimiranza dell'autrice e la c ...continue

    Nonostante non condivida gran parte delle idee esposte nel libro, devo ammettere che esso rimane tuttavia molto interessante. Inoltre, pur essendo stato scritto nel 1957, rappresenta un ottimo spunto di riflessione sull'attuale condizione economica, ad indicare la lungimiranza dell'autrice e la centralità del tema trattato.
    Un unico appunto: il libro è troppo lungo. Ho sempre amato i libri corposi, ma in questo caso i concetti sono spesso ripetuti, quasi a volerli martellare a forza nella testa del lettore, e la lettura risulta a tratti troppo pesante.
    Comunque, rimane una lettura consigliata, soprattutto - e qui ipotizzo solamente - agli studiosi di economia.

    said on 

  • 3

    It took me half a year, several "stop-and-gos", and a bit of suffering. Do not get me wrong: even if you, like me, do not agree with most of the Randian philosophy, Atlas Shrugged offers many sparks to think and discuss our view of life and society, in a manner which is surely not trivial.
    ...continue

    It took me half a year, several "stop-and-gos", and a bit of suffering. Do not get me wrong: even if you, like me, do not agree with most of the Randian philosophy, Atlas Shrugged offers many sparks to think and discuss our view of life and society, in a manner which is surely not trivial.
    Still, this book is too long, and so badly written from a narrative perspective, so rambling, so naive in its dialogues or turning points, that it is very, very difficult to keep reading while repressing the instinct to close the book, put it on the shelf and never come to it again.

    said on 

  • 2

    Leí este libro por recomendaciones varias y porque estaba teniendo mucho éxito entre ciertos grupos que lo definían como el único libro sincero sobre lo social y cosas semejantes. Yo sabía lo que me iba a encontrar y no me apetecía nada, pero como no me gusta criticar sin leer, pues ahí que fui.< ...continue

    Leí este libro por recomendaciones varias y porque estaba teniendo mucho éxito entre ciertos grupos que lo definían como el único libro sincero sobre lo social y cosas semejantes. Yo sabía lo que me iba a encontrar y no me apetecía nada, pero como no me gusta criticar sin leer, pues ahí que fui.

    Al lío: Es una novela extensa, de unas 1100 páginas, cuyo argumento sirve de excusa para proponer una serie de ideas filosóficas y, en ocasiones, pseudofilosóficas. La trama habla de un EEUU en el cual los incapaces, los que no son hábiles para crear empresas, los que no valen, abogan por lo social y sus dirigentes son "saqueadores" que se dedican a penar a los empresarios para vivir de ellos como un vampiro cualquiera. La novela desestima todos los valores de la antigüedad y crea un mundo de valores propios basados en la ambición básicamente. Frases como esta son habituales: "Todos los códigos de la ética que intenten hacerte tragar, son sólo papel moneda puesto en circulación por timadores para despojar de sus virtudes a la gente. El código de la competencia es el único sistema moral basado en un patrón oro."

    La trama se podría haber contado en menos de 200 páginas, pero lo importante son los discursos de grandes y elocuentes parrafadas que se echan unos a otros. Como dije, la novela es más bien una cápsula continente de los pensamientos de la autora. Hay otras novelas cuyo esquema se basa también en un argumento más o menos importante, para que sirva de exoesqueleto contenedor de las ideas del autor o de la época. Por ejemplo, La montaña mágica, de Thomas Mann; pero el nivel de erudición que esta última contiene es muy superior a la de la señora Rand.

    Las ideas parten del superhombre de Niestzche, lo admita la buena señora o no. Es una novela apologética del individualismo exacerbado, el capitalismo y el liberalismo económico más radical. Los personajes están pintados, los buenos son muy buenos y los malos son muy malos.Curiosamente los malos se llenan la boca de los beneficios sociales, del amor al prójimo y etc, pero son una especie de dictadores más o menos velados, populistas, al uso de muchos de la hispanoamérica de nuestros días (en muchos casos, no en todos).

    La mente de cada uno se convierte en el único referente, así lo manifiesta Dagny, la protagonista: "No logro comprenderlo. —Levantó la mirada hacia ella—. Dagny, ¿cómo lo conseguiste? ¿Cómo te las arreglaste para permanecer incólume? —Ateniéndome tan sólo a una regla. —¿Cuál? —La de no colocar nada… nada por encima del veredicto de mi mente."

    Este otro párrafo define la idea social de nuestra autora: "El hombre había conseguido hacer realidad un ideal de siglos y lo practicaba con absoluta perfección. Se debían a la necesidad como a su más alto señor; a la necesidad como a la circunstancia más urgente; a la necesidad como nivel de valores, como moneda de su reino, como algo más sagrado que el derecho y la vida. Los hombres se veían empujados hacia un abismo en el que, gritando que es preciso auxiliar al hermano, cada uno devoraba a su prójimo y era a su vez devorado por el hermano de aquél. Cada uno proclamaba la rectitud del honor merecido, preguntándose quién le estaba despellejando por la espalda. Cada uno se devoraba a sí mismo, mientras gritaba, presa de terror, que un mal indefinible destruía la tierra."

    La obra niega la misericordia, el amor a los demás, el perdón, la entrega generosa de algunos trabajos. Aparece un médico que dice que no le gusta que se hable de vocación de servicio, que él quiere cobrar y más caro cuanto mejor haga las cosas. De la ayuda a los demás, dice: "Si optáis por ayudar a un ser que sufre, hacedlo basándoos tan sólo en sus virtudes, en su deseo de recobrarse, en su racionalidad o en el hecho de sufrir injustamente; pero aun así, vuestra acción será un trato en el que su virtud constituirá el pago de vuestra ayuda." De hecho, este tipo de actitudes se describen como una debilidad en la obra.

    Habla de los místicos del cuerpo y los místicos del espíritu. Los primeros son los materialistas, los que propugnan que la única realidad es la materia; los segundos hablan del espíritu como única realidad posible, al más puro estilo platónico. La buena de Aynd no se ha dado cuenta de que Aristóteles y Sto. Tomás ya hace años que dijeron que el hombre es una unidad consustancial de alma y cuerpo y por tanto, que las religiones, o al menos, alguna de ellas no se pueden definir como lo quiere hacer ella.

    En definitiva, el mundo debería ser despiadado, aquellos que no tengas ideas, relegados a un segundo plano. No existe tal cosa como el derecho a trabajar, sino que si un "hombre superior" es capaz de crear un negocio, debes estarle agradecido por darte trabajo. Y si tus condiciones sólo sirven para operario eres un cero a la izquierda.

    Es definitiva, un libro terrible en cuanto a ideas y que me preocupa sobremanera la importancia que está teniendo en determinados sectores de las sociedades que nos rodean.

    Como novela, en cuanto a la narración, mediocre además.

    En fin, que no os la recomiendo a nadie. Le doy un tres.

    said on 

  • 5

    Una obra sublime. Esencial. Creo que Rand logró plasmar su ideal de perfección en una ficción, tanto para sí misma como para todo aquél dispuesto a pensarlo y aceptarlo. Aceptando en consecuencia su (mi) propia hipocresía.

    said on 

  • 5

    Que pienso del libro?, es soberbio, si, todo en él es soberbio. Hacía mucho tiempo que había esperado por comprarlo, y ha sido recompensado. No es una joya de la literatura, no es una historia romántica de amor (fue censurada?), es un marco filosófico declarado con valentía, es una invitación a r ...continue

    Que pienso del libro?, es soberbio, si, todo en él es soberbio. Hacía mucho tiempo que había esperado por comprarlo, y ha sido recompensado. No es una joya de la literatura, no es una historia romántica de amor (fue censurada?), es un marco filosófico declarado con valentía, es una invitación a replantear los paradigmas acerca del dinero y la riqueza. Estoy muy muy feliz de tener una copia que podré repasar en los momentos en que me tachen de Egoista :)

    said on 

  • 5

    Brilliant

    I have heard about Ayn Rand for a long time and usually in association with the genre Steampunk. Since my novel The Quest for the Last Crimefighter became available at Lulu.com and is in the Steampunk genre, I figured I owed it to myself to finally read the work of the woman said to have been th ...continue

    I have heard about Ayn Rand for a long time and usually in association with the genre Steampunk. Since my novel The Quest for the Last Crimefighter became available at Lulu.com and is in the Steampunk genre, I figured I owed it to myself to finally read the work of the woman said to have been the inspiration for it. Atlas Shrugged is a large, well all right, a huge book that is intimidating when seen. I picked up the 50th Anniversary copy, which is really the 35th Anniversary edition re-issued. From the first page, her words caught me up in a descriptive world like I've never read before. The way she brings the smallest things to life with her words is refreshing and absolutely astounding to read. The thought she had put into her every thought and then into this book, leaves nothing to the imagination except to picture the world she has created and it is breath-taking when you do. Take the time to read Atlas Shrugged, read it slowly, get every word and become a fan of Ayn Rand.

    said on